Neolamprologus obscurus, el pequeño pez africano que caza en grupo

<strong><em>Neolamprologus obscurus</em></strong>, el pequeño pez africano que caza en grupo

Escrito por: Jorge Rubio    13 marzo 2018     Sin comentarios     2 minutos

Un grupo de investigadores ha descubierto que el pequeño pez africano Neolamprologus obscurus es capaz de organizarse en grupos para cazar a sus presas.

La caza en grupo es una de las estrategias que utilizan muchos animales con el objetivo de aumentar sus probabilidades de éxito a la hora de alimentarse. La colaboración permite derribar a presas de mayor tamaño e impedir que escapen, lo que en última instancia beneficia a todos aquellos miembros que participan en la cacería. Hasta la fecha este comportamiento se había visto en distintas especies animales, como leones u hormigas, pero un reciente estudio ha descubierto que los peces también son capaces de hacerlo.

O al menos el pequeño pez Neolamprologus obscurus que habita en la zona sur del lago Tanganica en la zona limítrofe con Zambia tal y como se ha revelado recientemente. El investigador Hirokazu Tanaka ha descubierto junto a su equipo que estos peces se agrupan durante las horas nocturnas para poder dar caza a sus presas entre las que se encuentran principalmente pequeños crustáceos. Para conseguir estas presas, los Neolamprologus obscurus cavan hoyos de forma conjunta donde los crustáceos quedan posteriormente atrapados.

“La función de estos huecos excavados se parece mucho a la técnica de las telas de arañas, que viven en grupo y comparten la presa atrapada entre los diferentes miembros del grupo”, ha revelado Hirokazu Tanaka. Estos agujeros se realizan siempre en grupo con el objetivo de maximizar los resultados obtenidos y obtener el máximo número de presas. Este comportamiento forma parte de una estrategia compleja en la que los peces dividen las tareas de forma que los huecos se mantengan con el tamaño adecuado para atrapar a los crustáceos de los que se alimentan.

Los investigadores realizaron este descubrimiento tras múltiples experimentos en los que comprobaron como afectaba el número de peces que participaban en la construcción de su particular red de pesca. “Los ayudantes agrandan y mantienen las cavidades excavadas, y al hacerlo, contribuyen a un aumento en la abundancia de alimentos dentro del territorio de las hembras reproductoras”, concluye el investigador principal del estudio.

Fuente | Phys
Fotografía | Hirokazu Tanaka


Deja un comentario

Parece que tienes habilitado AdBlock.

La web podría no funcionar bien
si no lo deshabilitas.