23 junio 2014 Curiosidades, Domésticos, Salvajes

Serpiente

Muchas personas tiene serpientes como mascotas sin medir el peligro que ello conlleva. Últimamente, se ha puesto muy de moda tener la tipica Pitón o la falsa Coral. Los humanos hemos pretendido domesticarlas y a tratarla como animales de compañía. Con esto no decimos que no se tengan, pero sí queremos decir que son animales para estar en libertad, y no para tenerlos encerrados en pequeños habitáculos o terrarios.

Aunque nosotros pensemos que estan bien, no es así, ya que las serpientes necesitan su propia libertad. Si decidimos tener una, lo mejor sería prepararles un lugar lo más cómodo posible. También deberemos medir la temperatura, humedad y cada uno de los detalles que necesitan.

Una vez hayamos decidido qué serpiente queremos adquirir, lo más aconsejable será que nos informemos bien del tamaño que alcanzará, el tiempo que tiene, el grado de humedad, el calor que necesita, su alimentación, etc. Si tenemos alguna duda, existen muchos veterinarios expecializados en animales tropicales, así que sería buena idea que les comentárais a ellos las dudas que pudiérais tener.

Básicamente, la alimentacion de las serpientes se basa en pequeños roedores tales como ratoncitos. Las serpientes suelen comer una vez cada 15 días, pero debemos tener muy en cuenta que si nuestra serpiente alcanza un tamaño bastante considerable, pasara de comer ratoncitos a hacer lo mismo con conejos.

Nuestra recomendación es que, antes de tener una serpiente, os lo penséis más de dos veces. Es cierto que tener uno de estos animales puede llegar a resultar interesante, e incluso emocionantes, pero también es verdad que se trata de especies tropicales que pueden llegar a resultar peligrosas. Por supuesto, si tenéis alguna duda, podéis consultarla con algún profesional.

Fuente | Wikipedia
Foto | Ltshears

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *