28 agosto 2009 Curiosidades, Noticias, Peligro de extinción, Salvajes

aguilareal

El águila más antigua contaba con 22 años de edad cuando fue encontrada en la playa Jura, al Norte de Escocia, por un visitante que dio aviso a La Sociedad Real por la Protección de los Animales (RSPB por sus siglas en inglés). El animal había sido debidamente identificado desde su nacimiento, pero las autoridades desconocían su sexo, aunque sí pudieron determinar que las causas de su muerte fueron naturales.

El Aquila chrysaetos o Águila Real, es una de las especies de aves rapaces que se encuentra más extendida en el planeta; distribuidas entre América del Norte, Eurasia y el Norte de África. En Gran Bretaña y sobretodo, en las islas escocesas suele mantenerse en poblaciones estables y sedentarias, con una gran capacidad de adaptación al medio.

Se trata de un animal protegido, y especialmente, en Gran Bretaña donde la población de águilas reales alcanza los 442 ejemplares. Suelen ser aves longevas; se conoce que en cautiverio puede llegar a alcanzar los 40 años. Pero el índice de crecimiento de la población es lento, las hembras no suelen poner más de dos huevos al año y su período reproductivo no empieza hasta después de los cinco años.

Por esta razón las muertes por envenenamiento o causas no naturales inciden de forma dramática en la población de águilas reales; como la de una hembra de águila real, de dos años de edad y muerta por envenenamiento. El águila más vieja parece haber gozado no sólo de longevidad, sino también de una existencia relativamente tranquila entre las islas escocesas del Norte de Gran Bretaña.

Sin embargo, este ejemplar no ha sido el más longevo encontrado en Gran Bretaña; en 2007 el ave más longeva registrada alcanzaba los 50 años de edad; se trataba de una anciana pardela de la isla de Man, un ave marina de la familia Procellariide, de tamaño mediano y largas alas.

Vía | telegraph.co.uk

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Carnero de montaña 25 septiembre 2009
  2. Recuperación del oso pardo y de las águilas pescadoras 16 enero 2012

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *