21 junio 2015 Curiosidades

Selección natural

El concepto de “la supervivencia del más fuerte” es algo de lo que se lleva hablando decenas de años, y que podemos ver en la mayoría de documentales (siempre que nos centremos únicamente en el mundo animal, claro). Nos referimos a la teoría que dice que solo los animales más fuertes pueden sobrevivir. La llamada selección natural.

El término era pronunciado originalmente por Herbert Spencer quien, después de leer el libro El Origen de las Especies, establecía una relación entre la evolución y la supervivencia de los animales que demostraran ser más aptos para adaptarse a los cambios y situaciones. De esta manera, solo conseguían sobrevivir aquellos que lograban los objetivos propuestos.

Si vemos algún documental comprobaremos que solo consiguen sobrevivir los animales que se adaptan mejor a los momentos que van teniendo lugar. Por ejemplo, los más rápidos y fuertes consiguen atrapar a sus presas. Los más lentos y débiles suelen quedar rezagados y son víctimas. Algo que en la práctica es completamente cierto. Vemos numerosos ejemplos a diario.

El término, aunque parezca bastante complejo, puede ser explicado en apenas unas cuantas frases. Básicamente, lo que trata de decir es que solo sobrevivirán aquellos animales que demuestren ser mejores que el resto, en todos los conceptos.

En un principio se trata simplemente de una teoría cuya exactitud puede comprobarse en el reino animal. También se extrapola a la actitud de los humanos: ¿quién no ha visto, en determinadas ocasiones, cómo algunas personas intentan ser mejores que el resto en algún aspecto? Aunque, en nuestro caso, es evidente que la evolución está haciendo de las suyas.

La selección natural es algo completamente cierto en los animales, pero que no tiene cabida en los humanos. El tiempo demostrará que ser la persona más fuerte no quiere decir ser la ganadora. Si queréis ver ejemplos, solo tenéis que mirar a vuestro alrededor.

Vía | Wikipedia
Foto | Wikimedia Commons – Calips

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *