24 julio 2010 Curiosidades

nido

Si hay algo que diferencia a los mamíferos de otras especies animales es el cuidado que le brinda a sus crías. Uno de esos cuidados que vemos en las aves radica en la construcción de un hogar para empollar sus huevos y criar a sus polluelos.

Por lo general los nidos se construyen con ramas grandes (que conforman la estructura) y ramas más pequeñas que se entrelazan para sostener dicha estructura. En el interior de los nidos muchas veces colocan plumas suaves. Una curiosidad: es muy común encontrar nidos realizados con cuerdas, plástico o medias… evidentemente nuestros amigos son muy ingeniosos y se valen de todo a la hora de construir su casa.

Si nos ponemos a pensar en los record veremos que los nidos de las águilas calva (construido con ramitas) puede llegar a pesar tres toneladas, por su parte, los del faisán australiano se hacen con 50 toneladas de tierra. En cambio, los colibríes tienen nidos que no llegan a pesar ni la mitad de una pelotita de ping pong.

Si de habilidad se trata el pájaro sastre se lleva todos los premios. Con la ayuda de su largo pico y delgado como una aguja puede coser y unir la hoja y de esta manera armar una bolsa en donde pondrá sus huevos. Para hacerlo usa hilo de seda de tela de araña que, a pesar de ser muy delgada, es uno de los materiales más fuertes que podemos encontrar en el reino animal.

Fuente | Revista Genios
Foto | Flickr – Brujo+

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 24 julio 2010

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *