17 junio 2015 Faunatura

La tundra, el bioma más frío del planeta

Antes de adentrarnos a hablar acerca de la tundra, el bioma más frío de nuestro planeta, deberíamos de saber qué es un bioma en sí, y es que a pesar de que la palabra suene un poco complicada de entender, lo cierto es que un bioma es algo tan simple como un espacio determinado que comparte el mismo clima, la misma flora y la misma fauna.

La tundra es, por tanto, uno de los múltiples biomas que nos podemos encontrar en nuestro planeta, pero además es el más frío de todos ellos, ya que se ubica, principalmente, en el hemisferio norte, y se extiende por Siberia, Alaska, norte de Canadá y Europa, sur de Groenlandia, norte de la Antártida y algunas zonas de Chile y Argentina.

Los inviernos en este tipo de bioma, debido a su proximidad a los polos, son extremadamente fríos, llegando hasta los -70º C. Aún así, en el verano la temperatura llega a mantenerse a unos -28ºC con lluvias ligeras y, por su puesto, nevadas. La flora de la tundra es un poco peculiar, ya que a estas temperaturas no crecen árboles, sin embargo, se pueden ver plantas más bajas, como los musgos o los líquenes, y numerosas especies de flores. En cuanto a la fauna nos encontramos la propia para este tipo de clima: lobos, zorros árticos, osos polares, focas, lobos marinos, renos, liebres y aves. Para soportar el frío todos ellos cuentan con un buen pelaje de varias capas de grasa debajo de la piel que los protege.

Por último, los paisajes que nos ofrece la tundra son, generalmente, desérticos, aunque también cuenta con cadenas montañosas. En verano los colores de la vegetación suelen ser algo más vivos, pero con la llegada de la estación invernal todo se cubre de un color blanco casi cegador.

Vía | Wikipedia
Foto | Flickr – Billy Lindblom

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Huancavelica, el lugar en el que los animales mueren de frío 1 julio 2016

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *