28 enero 2015 Salvajes

cascanueces

Aunque ya terminamos nuestra serie de entradas relacionadas con los córvidos que pueden ser avistados en la península ibérica, nunca está de más el conocer otras especies, sobre todo aquellas que habitan en el continente europeo. En esta publicación vamos a hablar de tres córvidos más que podemos observar en nuestro continente: el cascanueces, el arrendajo funesto y la corneja cenicienta.

El cascanueces (Nucifraga caryocatactes) es otro de esos pájaros que a muchos nos costaría identificar con los córvidos. Su plumaje de tonos achocolatados y moteado blanco lo aleja totalmente de la imagen que tenemos de esta familia de aves, pudiéndonos recordar, aunque salvando las distancias al arrendajo. Uno de los elementos más significativos y distintivos es su pico, robusto y de gran tamaño, el cual utiliza para romper cascaras de semillas y frutos secos.

Otro elemento distintivo del cascanueces es que establece una pareja de por vida con la que comparten un territorio común. Respecto a lo que se refiere a su distribución por Europa, podemos encontrar ejemplares de cascanueces en los países del norte, sobre todo en la zona de escandinavia y a lo largo de la estepa siberiana.

arrendajofunesto

El arrendajo funesto (Perisoreus infaustus) es otro colorido córvido, similar al arrendajo que podemos observar en España, aunque su colorido es algo más discreto, en el que predominan los tonos grisáceos y anaranjados. Al igual que el cascanueces, el arrendajo funesto se encuentra en los países del norte de Europa, alejado de los núcleos urbanos, ya que es un habitante de la taiga, bosques fríos formados principalmente por coníferas.

corneja-cenicienta

Por último, encontramos a la corneja cenicienta (Corvus cornix), que es prácticamente igual a la corneja en cuanto a tamaño y morfología, diferenciándose principalmente en su plumaje, predominantemente gris. Al contrario que las dos especies anteriores, la corneja cenicienta ocupa territorios más variados y es posible verla en una gran cantidad de países del continente europeo, aunque también en el norte de áfrica y Asia.

En España no habita, aunque sí se han dado citas confirmadas de avistamientos en diversas zonas de Cataluña e incluso en Galicia. En cualquier caso, estos avistamientos son algo anecdótico y no hay datos de ningún tipo que confirmen la existencia de colonias de corneja cenicienta en nuestras fronteras.

Fuente | SEO/Birdlife
Fotografía | Aaron Maizlish, Ron Knight, Kali99.

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *