23 marzo 2012 Medio Ambiente

La Xunta espera cobrar 5.5 millones de euros por el vertido tóxico realizado en Caldas. Se ha llegado a un acuerdo extrajudicial que realizó el gobierno gallego y la aseguradora de Brenntag.

Esta es una medida para solucionar los problemas ocasionados en un accidente del año 2006 en las aguas del río Umia. La cifra a cobrar, que asciende a los 5.5 millones de euros es vario millones menos a lo solicitada inicialmente, las mismas serán como indemnización por costes de actuación luego del vertido al río de sustancias tóxicas.

La industria, con estos derrames ha causado graves daños a la fauna y a la flora del río. En el momento se tuvo que apagar el incendio, además de contener los productos tóxicos, controlar los daños ecológicos y realizar obras de emergencias para así poder garantizar el suministro de agua a la comarca del Salnes.

Ayer se supo que la Xunta y la aseguradora Chartis llegaron al acuerdo en que se fijo el monto de la indemnización. La Xunta mantuvo hasta el último momento el pacto en el ámbito confidencial y así evitar interferir en un proceso judicial abierto cree es preferible cobrar ese monto antes de esperar un resultado incierto que podría demorar años.

En un comienzo se reclamaban 9.6 millones pero luego de la negociación disminuyó a 5.5 millones.

En una de las aclaraciones que se pudo escuchar se encontró la realizada por un experto en incendios de la Guardia Civil, quien señalo que: “La causa pudo ser fortuita”, esta persona fue la encargada de realizar los informes periciales.

Vía | El País
Foto | Flickr – Globovision

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 23 marzo 2012

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *