26 diciembre 2015 Domésticos, Tipos

El gato oriental, una de las razas más elegantes

El gato oriental es una de las Siamés, la raza de gatos más popular más elegantes que podemos encontrar, pero detrás de su bonita apariencia también existe una personalidad única. El gato oriental es una raza proveniente de Tailandia que se caracteriza, principalmente, por su afilado y delgado perfil, por su alargada cara y por sus grandes orejas. Por otro lado, dentro de dicha raza se distinguen dos tipos: el gato oriental de pelo largo y el gato oriental de pelo corto, siendo este último de los dos el más conocido.

De hecho, el gato oriental de pelo largo no es más que un cruce entre el gato oriental de pelo corto y el gato libanes, por lo que entre ambos no suelen existir grandes diferencias. El gato oriental de pelo corto tiene un pelaje fijo, satinado y pegado al cuerpo, mientras que el gato oriental de pelo largo tiene un pelaje algo más abundante y sedoso. Los colores que presenta esta raza van desde el blanco, el plata y el negro, pero también existen ejemplares atigrados que pueden tener todos los patrones.

Su carácter suele ser vivaz y enérgico, juguetón, curioso, inteligente y sociable, pero también son orgullosos, soberbios y temperamentales. El gato oriental buscará siempre llamar la atención y reclamará tener compañía a cada momento. Como ventaja, no es un gato que requiera de cuidados especiales (tan sólo un cepillado de vez en cuando para evitar la acumulación de pelo muerto) y, además, suele tener una salud bastante buena, por lo que, en definitiva, es una buena elección a la hora de elegir un amigo gatuno.

Vía | Wikipedia
Foto | Flickr-Lil Shepherd

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *