28 noviembre 2014 Noticias

Por extraño que parezca, aunque ya hayamos visto de todo en este mundo, aún hay gente capaz de intentar lo que sea para que los demás tomemos conciencia de nuestro planeta, y eso es, por ejemplo, lo que un joven ambientalista, Richard Torres, enfundado en un traje blanco con corbata roja, ha hecho. Su acto simbólico ha consistido en una boda, es decir, en casarse, pero de una manera un tanto especial, ya que su prometida, en esta ocasión, era un árbol.

Dicho acto fue celebrado en medio del Parque Nacional de Bogotá, en Colombia, y tuvo lugar el pasado domingo 23 de noviembre, si bien no es la primera vez que Richard Torres contrae tan curioso matrimonio. Con esta iniciativa, según él mismo declaró, pretende crear un precedente para que el ser humano se comprometa y no siga lapidando la naturaleza. Un total de veinte personas asistieron al acto y celebraron la unión, la cual fue presidida por la actriz colombiana Kristina Lilley. De esta manera quisieron llamar la atención para conservar el medio ambiente, para disminuir la tala de árboles y para poder vivir en paz y tolerancia cuidando a nuestros animales.

Sin embargo, en noviembre del año pasado, Torres volvía a casarse con un árbol, esta vez en Buenos Aires, Argentina, declarando ser un defensor de la naturaleza desde su infancia. Su motivo, por aquel entonces, fue el mismo, que la gente tomara conciencia de que los árboles son esenciales para nuestra salud.

Vía | telesur

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *