12 marzo 2016 Noticias

Caballos

No hay duda de que los caballos son mucho más inteligentes de lo que parecen. Se han realizado algunos experimentos con resultados bastante interesantes, aunque aún hoy en día se intenta desgranar más información sobre lo que hay dentro de la cabeza de esta especie. El último estudio llevado a cabo confirma la inteligencia de la que pueden llegar a disponer, identificando incluso sentimientos de enfado y alegría en los propios seres humanos.

Han sido varios los científicos de la Universidad de Sussex, Inglaterra, los que se han encargado de tomar una muestra de prueba de un total de 28 ejemplares de caballos. Les mostraban fotografías de gente enfadada y alegre con el fin de comprobar la actitud de la que disponían. De hecho, los propios investigadores no pudieron ver los ficheros para evitar que pudieran transmitir su actitud a los animales.

Lo que vieron fue bastante curioso: cuando veían caras que estaban enfadadas, los caballos mostraban una gran actividad en el ojo izquierdo, además de una aceleración del ritmo cardíaco y estrés. Esto no sucedía con fotografías en las que se podía ver a gente feliz. Puede parecer un resultado simplemente curioso, pero lo cierto es que abre un nuevo camino en cuanto a las manifestaciones de los equinos. No solo muestran sentimientos en base a cómo se muestran las personas. Las sensaciones que viven también pueden ser extremas.

Teniendo en cuenta lo que se ha observado, se podría decir que los caballos son animales muy emotivos, que expresan sus sentimientos de diferentes formas, teniendo en cuenta la manera en que se muestra lo que tienen delante. Eso sí, todavía será necesario investigar bastante más para conocer los límites a los que pueden llegar: ¿es posible que se parezcan más de lo que pensábamos a los seres humanos? Quizá…

Vía | University of Sussex
Foto | FlickR – Juanedc

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *