15 septiembre 2017 Curiosidades

Perro

Los perros tienen pelo y, evidentemente, no sudan como nosotros. No pueden utilizar la piel con el fin de expulsar el líquido que necesitan. Sin embargo ¿Alguna vez os habéis preguntado cómo sudan? ¿Cómo es posible que con tanto bello siempre estén frescos? Esto es debido a que los canes usan sus patas, lengua y una determinada forma de respirar con el fin de sudar. Y les es completamente efectiva.

Este proceso natural se lleva a cabo con el fin de equilibrar la temperatura del organismo, eliminar toxinas e intercambiar energía con el ambiente. Además, también poseen glándulas semejantes a las sudoríparas, aunque no están presentes en todo el cuerpo. Si fuera así la piel se tornaría grasosa y dificultaría el intercambio de energía, y a la vez la refrigeración del cuerpo. Y este es el principal objetivo del sudor.

Pero lo más curioso del tema es el hecho de que puedan realizar la función a través de las almohadillas que tienen en las patas, las cuales poseen la característica de permitir la eliminación del vapor de agua gracias a la presencia de glándulas semejantes a las sudoríparas. Esto podéis comprobarlo en cualquier momento de calor. Mencionar que las propias almohadillas tienen una capa gruesa de grasas con el objetivo de amortiguar impactos, así como la presión en cada uno de los pasos. Sin duda alguna, esta parte del cuerpo de los perros merece ciertos cuidados y atenciones debido a las funciones que desempeña en cuanto al equilibrio físico.

Por otro lado, la lengua y el jadeo también juegan un papel fundamental. Tened cuidado si le tenéis que poner un bozal al animal, ya que se podría impedir la correcta refrigeración del cuerpo.

Finalmente, repetir que los perros no sudan igual que los humanos, sino a través de las partes del cuerpo que hemos comentado. Interesante ¿verdad? Pues no les perdáis la pista.

Vía | Live Science
Foto | Pixabay – FeeLoona

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *