15 agosto 2017 Salvajes

Tero

El mundo de las aves es apasionante. En nuestro país, si no prestamos especial atención, estamos seguros de que solo conoceréis a las especies más famosas y vistas. Sin embargo, tenéis que saber que existen cientos de tipos alrededor del mundo, cada una con sus propias características y curiosidades. Hoy vamos a echarle un vistazo al Tero, un ave sudamericana que resulta especialmente curiosa por méritos propios.

A primera vista el Tero podría ser definido como un ave elegante, con patas delgadas, largas y defensora de su familia. Su nombre científico es Vanellus chilensis, y habita en lugares como Bolivia y Chile. Casi todos ellos al sur de América. Principalmente se le puede encontrar en lagunas, largos y ríos. Aunque también se le ha visto en ciudades. Comos e puede comprobar, el número de lugares que habita puede llegar a ser numeroso.

Así es, físicamente hablando

Tero

Respecto del aspero del Tero, debemos tener en cuenta algunos números. Por lo general mide entre 30 y 35 centímetros de largo, con un peso de aproximadamente 280 gramos. El pico es de color rojo, negro en la punta, y con una longitud corta. Las patas, como ya hemos dicho, son largas y finas, con tres dedos apuntando hacia adelante y uno hacia atrás.

El plumaje del Tero es de color gris y pardo, en lazona superior, mientras que en la parte inferior tiene tonalidades claras y oscuras en las alas. Debajo de las mismas hay espolones que puede utilizar con el fin de evitar a sus enemigos.

Un detalle curioso: el Tero puede descansar apoyándose únicamente sobre una de las patas, manteniendo la otra pegada al cuerpo. Tampoco es extraño verle echando las patas hacia atrás, con el cuerpo doblado.

La alimentación de este ave se basa en insectos, lombrices y otros gusanos, además de pequeños vertebrados. La carne cruda no es abundante en su dieta, aunque sí está presente.

Un ave curiosa

Tero

No podemos olvidar otras curiosidades acerca del Tero. Por ejemplo, se le suele ver en pareja o en pequeños grupos, haciendo nidos en campo abierto, en el suelo, y cuidando los huevos. Por supuesto, emitirá un sonido en el caso de estar alerta por cualquier razón. Incluso puede despistar a sus enemigos poniendo en marcha acciones falsas que hagan creer que está llevando a cabo otra tarea diferente a la real.

Otra curiosidad compete al mismísimo Charles Darwin, quien afirmaba que era un ave muy útil para los viajeros al anunciar de la cercanía de posibles ladrones en los caminos.

El Tero es curioso, sobre todo, por su aspecto y sus patas, las cuales son llamativas. Aunque no debéis olvidar que posee otro tipo de curiosidades como la anteriormente mencionada. Está claro que el ave está lejos de pasar desapercibido.

Vía | Wikipedia
Fotos | Wikimedia Commons – Hernan Fernandez Retamal | Wikimedia Commons – Mdf | Wikimedia Commons – Dario Sanches

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *