21 julio 2009 Bioficha, Curiosidades, Paleontología, Salvajes

mamut lanudo

Cuando empieza el invierno todos nos preparamos para el cambio del clima, sacamos nuestra ropa de abrigo y sabemos que por tres meses tendremos que mantenernos calientes. Si para nosotros este tiempo es muy largo imag√≠nate lo que era vivir en un invierno que dura much√≠simos a√Īos‚Ķ

Estamos hablando de las glaciaciones y uno de sus protagonistas es el mamut lanudo. Ellos pod√≠an adaptarse muy bien a este clima tan helado y seco de la tundra donde viv√≠an con su s√ļper abrigo.

Pero lamentablemente cuando la temperatura empez√≥ a aumentar en la √ļltima glaciaci√≥n, el hombre, que hab√≠a migrado de √Āfrica hacia cerca de 40.000 a√Īos empez√≥ a llegar a esta zona y estos pobres paquidermos fueron victimas de una inmensa cacer√≠a. Adem√°s, el clima tambi√©n colabor√≥, y al volverse m√°s c√°lido redujo el h√°bitat y cambio la forma de alimentarse de los mamuts. Y a pesar de que ellos ya hab√≠an pasado por un cambio de clima parecido, esta vez con la aparici√≥n de los hombres no se result√≥ tan f√°cil sobrevivir y termin√≥ por extinguirse.

El nombre cient√≠fico de estos animalitos era Mammuthus primigenius. Vivi√≥ en el cuaternario (era cenozoica) hace 300.000 a 6.000 a√Īos. Se los pod√≠a ver por Asia, Europa, Am√©rica del Norte. Llegaban a medir tres metros de alto y pesaban entre 4 y 5 toneladas.

Las glaciaciones van y vuelven. Las √ļltimas que tuvieron lugar en la Tierra han durado unos 100.000 a√Īos, y fueron seguidas por periodos interglaciares m√°s c√°lidos y cortos como el que vivimos hace 100.000 a√Īos. Algunos investigadores creen que el r√°pido calentamiento global ha producido nosotros y est√° retrasando la llegada de la siguiente glaciaci√≥n, otros creen que el calentamiento es natural, que el hombre no tiene nada que ver y siempre sucede antes de una era glaciar. El debate sigue abierto, y seguramente se sumar√°n nuevas teor√≠as.

Fuente | National Geographis Kids

Comentarios

2 comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Mamut lanudo (II) 22 julio 2009

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *