1 mayo 2009 Curiosidades, Noticias, Peligro de extinción, Salvajes

rata.png

Solemos creer erróneamente que conocemos bien nuestro planeta y las especies que lo habitan, que ya está todo visto. Realmente cada año se descubren cientos de especies nuevas y sin duda quedarán miles más por descubrir aún.

El caso que les presento hoy es realmente curioso, un grupo de investigadores descubrió en China, cerca de la frontera de Laos, de venta en un mercado local un roedor asado, un roedor que no estaba clasificado por los científicos.

Con ayuda de los lugareños se consiguió atrapar un ejemplar para su estudio, y la sorpresa fue mayúscula pues este nuevo animal (al que se le ha bautizado como Leonastes aenigmamus) es la única especie conocida de una familia que se creía extinta hace 11 millones de años, los Diaromydae.

Físicamente podría describirse como un cruce entre rata y ardilla, de pelo denso y oscuro, con una cola también larga y peluda. Son roedores razonablemente grandes que pueden llegar a los 40 cm. Sus patas están anatómicamente preparadas para subir por las rocas, que es su hábitat natural (su nombre local es Kha-nyou, rata de las rocas)

El gobierno chino ya ha empezado su protección, por lo escaso de su población y por las tristemente habitual amenaza de su destrucción de hábitat y por el consumo local como alimento.

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *