21 julio 2015 Peligro de extinción, Salvajes

lobo-etiope

La colaboración entre distintos animales para obtener un beneficio común no es una practica desconocida en la naturaleza. Podemos encontrar diversos ejemplos de estas relaciones simbióticas de colaboración, aunque recientemente ha sido descubierto uno de estos comportamientos que está logrando evitar la desaparición del lobo etíope (Canis simensis), que actualmente está en grave peligro de extinción.

Una reciente investigación ha descubierto que los geladas (Theropithecus gelada), una especie de babuino, están permitiendo que los lobos se integren en sus grupos. Al parecer, cuando los lobos se integran con los geladas, su éxito en la caza de roedores se dispara, alcanzado cotas de efectividad hasta el 67% frente al escaso 25% de los ejemplares que cazan fuera del grupo de babuinos.

Los motivos para este éxito tan elevado no están claros para los investigadores, pero creen que los grupos de monos distraen a los roedores, lo que facilita su caza por parte de los lobos etíopes. En esta relación parece claro el beneficio de los lobos, aunque el que obtienen los geladas es aún más misterioso, y por el momento los investigadores sostienen que no hay ningún motivo aparente o justificación para que estas dos especies convivan de forma simbiótica.

Se puede pensar que ambos obtienen una protección mutua contra los depredadores, pero dicha teoría parece descartada ya que sobre ambas especies sufren prácticamente las mismas amenazas e incluso los babuinos las repelen mejor. En cualquier caso, los investigadores creen que este tipo de comportamiento es eficaz para lograr salvar al lobo etíope de la extinción, de los cuales quedan apenas unos 400 ejemplares en toda Etiopía. Se cree que si se pudiese replicar con otras especies, el lobo estaría algo más cerca de evitar su desaparición.

Vía | El País
Fotografía | Rafael Medina

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *