24 mayo 2009 Noticias, Paleontología

ida.jpg

Hace unos días salto la noticia en los medios de comunicación de medio mundo el descubrimiento de un fósil de primate, al que se ha bautizado como Ida, y que es según sus descubridores el eslabón perdido de la evolución de los primates.

Este fósil muestra una nueva especie de primate bautizado como Darwinius masillae. Es un pequeño animal, de un tamaño aproximado de un mapache que vivió hace 47 millones de años en Alemania. Ha llegado en un estado de conservación realmente insólito hasta nosotros, habiéndose mantenido incluso el contorno de su piel y su última comida.

La historia de su descubrimiento es cuanto menos llamativa. Fue descubierto hace más de dos décadas pero ha pasado casi todo este tiempo en manos privadas, hasta que hace un par de años fue comprado por una cifra millonaria y estudiado en secreto hasta ahora.

¿Es realmente Ida el eslabón perdido? Aquí es donde comenzará una guerra científica. Sus descubridores afirman que así será y lo comparan con el hallazgo de la Piedra Rosseta, otros detractores lo consideran un lemúrido primitivo que, aunque llena un importante vacío, no aporta claridad a la evolución de los grandes simios, incluido el hombre.

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 24 mayo 2009

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *