9 enero 2010 Curiosidades

darwin

El 24 de noviembre del año 1859 se constituyó el texto ‘El origen de las especies’ de la mano de Darwin, que fue más que comentado. Hubo muchísimas críticas, entre ellas se pudo escuchar la voz de Samuel Wilberforce un obispo anglicano de Oxford.

Samuel publicó un artículo en la revista London Quartely Review en julio de 1886 en el que dijo que esta teoría se encontraba en total incompatibilidad con la palabra de Dios.

Pero la fecha que en realidad pasó a la historia fue el 30 de junio de 1889 cuando en una reunión de la Asociación Británica para el Progreso de la Ciencia que tuvo lugar en Oxford se debatió en forma pública sobre el controvertido libre ‘El origen de las especies’ sin que su autor se encontrara en el lugar, en nombre de él fue Thomas Henry Huxey.

En primer lugar tomó la palabra el obispo quien luego de exponer sus ideas se dirigió a Huxley y lo increpó preguntándole si se consideraba descendiente del mono por parte de su padre o por parte de su madre. Huxley, con muchísima calma, hizo una gran defensa de la teoría de Darwin y le respondió que si debería elegir por antepasado entre un pobre mono y un hombre magníficamente dotado por la naturaleza y de gran influencia, que utiliza esos dones para desacreditar a quienes buscan la verdad no dudaría en inclinarse por el mono.

Esta es una de las tantas anécdotas que compartimos con ustedes para dar ejemplos de cómo frente a diferentes teorías que aparecen en las ciencias hay voces que siempre se declaran a favor y otras tantas en contra. Pero no queda acá la historia.

Fuente | Muy Interesante

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 9 enero 2010
  2. Las ciencias de la vida han cambiado (II) 12 enero 2010

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *