21 diciembre 2015 Curiosidades, General

Algunas curiosidades sobre los osos polares

Los osos polares son uno de los carnívoros más grande de nuestro planeta, ¿pero qué sabemos acerca de ellos además de que suelen vivir en las zonas más heladas del hemisferio norte? Hoy desde Faunatura conocemos algunas curiosidades sobre los osos polares que posiblemente no sabías.

  • Osos polares, en peligro de extinción son los únicos súperdepredadores del Ártico y, junto con oso Kodiak, uno de los más grandes depredadores de nuestro planeta. Ambos pueden alcanzar los 2 y 3 metros de altura y superar los 1.000 kg de peso.
  • Son capaces de nadar entre 30 y 100 kilómetros sin parar, aunque se conocen osos que han registrado más de 300 kilómetros sin hacer ninguna escala. Aun así, el registro más largo que se conoce fue publicado en el año 2011 por National Geographic y cuenta que una hembra, junto a su cría, nadaron un total de 687 kilómetros sin detenerse en un total de 9 días. Esto lo llegan a hacer, obviamente, en casos excepcionales y extremos.
  • Entre los 4 y los 5 años, las hembras de osos polares suelen tener cachorros, generalmente dos crías por camada. Las crías suelen permanecer con la madre durante 2 ó 3 años, pero tras dicho tiempo deberán valerse por sí mismas. Los osos polares son animales solitarios.
  • La piel de los osos polares es de color negro debido a que así puede retener la radiacción solar y aumentar su temperatura corporal. Por otro lado, su pelaje, aunque lo veamos blanco, carece de color y es totalmente transparente y hueco.
  • Los osos polares pasan inactivos la mayor parte de su tiempo, pero lo cierto es que no hibernan como pueden llegar a hacerlo otros osos.

Vía | Wikipedia
Foto | Flickr-Christopher Michel

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *